Lost: Series Finale – Lo que pudo ser y no fue

Atención: *SPOILERS como una casa. Si queréis ver la serie o sóis habituales pero todavía no habéis visto el capítulo final, os recomiendo que no leáis el post. Aunque sinceramente, si no habéis visto todavía el capítulo final, no sé que cojones hacéis leyendo posts sobre el mismo y no os ponéis a verlo…*

Ya está. Sí, señores… se acabó. Ahora supongo que estáis esperando que hable sobre lo que me ha parecido el episodio final de Lost, pero antes que nada, tengo que dejar varias cosas claras:

He estado todo el día rumiando el final, digiriéndolo, intercambiando opiniones con amigos, leyendo en internet que era lo que opinaba la gente sobre el capítulo final y tengo claro que, si bien hay muchas posturas distintas, hay claramente dos bandos: los que no les gusta el episodio final y los que les encanta. Personalmente, si tuviese que posicionarme, tendría clara mi postura, pero quiero creer que aunque la reflexión que he llevado a cabo durante todo el día ha hecho que me posicione entre la mitad de los dos bandos, supongo que al final lo que para cuenta es la primera impresión que me he llevado al terminar de verlo.

El problema ha venido después del visionado. He visto la emisión de Cuatro, y tras ella, han hecho un especial de Matinal Cuatro (programa que emiten todas las mañanas en la cadena) dedicado a Lost. Tengo que confesar, que yo todavía estaba asimilando toda la información que había visto durante esas 2 horas y me ha pillado de sopetón la opinión de una invitada. Pienso que esto ha sido el detonante de todo lo que he seguido pensando durante todo el día, pero a pesar de todo, no por ello mi opinión ha cambiado de positivo a negativo o viceversa, sino que se ha visto influenciada de manera distinta.

La cuestión es la siguiente: Todo ha sido un Mcguffin. El viejo truco del maestro Hitchcock, que tantas veces ha sido utilizado en tantas películas nos ha jugado una mala pasada (o buena, según el parecer de cada uno), haciéndonos creer que todo lo que pasaba en esa isla era importante para el transcurso de la serie, mientras que nada más lejos de la realidad: NADA de lo que haya pasado en la serie importa, porque al final lo que cuentan son los sentimientos de los personajes con los que hemos vivido una experiencia inigualable. Nos han hecho creer que los números, el humo negro, la estatua, etc. eran importantes mientras que lo que de verdad importaba eran Jack, Kate, Sawyer, Locke, Hurley, Sayid, Jin, Charlie, Ben, Richard, Desmond….

Importaban ellos, importaban sus vidas, importaban sus relaciones, importaban sus sentimientos. Todos los demás factores eran una mera partitura con la que seguir el compás de la historia que nos querían contar: la historia de unas personas, que sin importar su procedencia, su religión, su color de piel o sus propios pensamientos han tenido la oportunidad de resolver los errores que cometieron en su vida. Pero, ¡atención!, no he entendido mal el final, al contrario, no penséis lo que no es.

Volviendo al especial de Lost que han hecho en Cuatro, la opinión de la invitada me ha hecho que cambiase lo que había entendido tras ver el capítulo. Ella afirmaba que todos estaban muertos desde el principio de la serie, desde el accidente de avión, que habían estado en una especie de purgatorio todo ese tiempo, el cual era la isla, y que todo había sido una especie de ensoñación de Jack. Personalmente, me negaba a pensar que el resultado final de la serie, el porqué de todo lo que había ocurrido era por esa razón, pero tras escuchar la opinión de los contertulios (que no tenían ni idea, por cierto) mi visión iba cambiando…

Para mi modo de ver, era la opción más ruín y fácil por la que podían haber optado, y más todavía después de negar hace mucho tiempo de que no se trataba de eso. Como digo, he estado intercambiando opiniones durante todo el día y al final he vuelto a la impresión inicial que yo había tenido: tal como ha dicho Christian Shepard, lo que ocurrió, ocurrió de verdad y esas personas con las que Jack ha convivido son reales… pero la realidad alternativa que todos pensábamos que se había creado con la explosión de la bomba no es tal, sino que es una especie de purgatorio (ahora sí) en el que se juntan todos los que les ha llegado la hora, y en la que pueden enmendar sus errores.

Y por fín, voy a posicionarme: Decepción.

Así es. El final de esta serie me ha decepcionado y este es el porqué: no me vale que todo haya sido en vano, no me vale que todo haya sido un McGuffin. Desde el principio de la serie, se sabía que habían muchos elementos de diversa índole, tanto científica como filosófica. Se mezclaban todo tipo de misterios sin ningún tipo de relación aparente entre sí. Todos estos elementos, todos esos enigmas, eran los que hacían que te murieses de ganas por ver el siguiente episodio, eran los que hacían que te devanases los sesos semana tras semana, elucubrando cual podía ser la razón de todo lo que pasaba en esa misteriosa isla. La originalidad que mostraron los creadores de la serie al crear ese mundo en el que no tenías ni la más remota idea de que era lo que pasaba, era lo que enganchaba. De hecho, es lo que ha hecho grande a esta serie. Para mí, tirar por la borda todo eso y optar por el resultado fácil y cobarde, ha sido una decepción. Está claro que los personajes en sí, son un elemento súper-importante de la historia y que optar por ese final es completamente lógico, viable y razonable, pero no es lo correcto (al menos en mi opinión). Que todos estos elementos sean una mera excusa para contar una historia sobre personajes, para mí significa no tener ni puta idea de como resolver una historia magnífica. Y diréis lo que queráis, pero una historia sin personajes no sería una historia, no tendría sentido que no les pasase nada a esos personajes, y al fin y al cabo lo que les pasa es lo importante, es lo que nos interesa. Es muy fácil dárselas de intelectual y resolverlo todo de ese modo.

Había que mojarse señores Damon y Carlton, y no lo habéis hecho. Habéis dejado un final abierto en el que cada uno puede fabricar sus propias teorías y que provocará discusiones durante toda la vida. Por otra parte sóis más listos aún de lo que habéis demostrado tras 6 temporadas, porque todo esto puede desembocar en algo más grande, quién sabe, quizás una película, una segunda parte, yo que sé… (aunque personalmente esto último me decepcionaría aún más…).

Pero antes de terminar, tengo que deciros algo más. No porque me haya decepcionado el final, mi opinión sobre la serie ha cambiado. Para mí, sigue siendo la mejor serie de todos los tiempos, por supuesto que sí, y la recomendaría a todo el mundo ya que se trata de la serie de series. Una imprescindible. He disfrutado durante muchísimo tiempo, semana tras semana, gracias a una obra de arte como es Lost. Nada de lo que haya pasado le quita mérito a lo que han conseguido provocar en mí. Nada. Pero tenéis que permitirme que no me haya gustado este final por el que han optado. No podéis decir que los que esperábamos respuestas no hemos entendido nada. No podéis ignorar todo lo que hemos vivido y aceptar que todo ha sido una excusa. No podéis decir que no os morís de ganas de saber que demonios pasaba en esa maldita isla. No podéis negarlo.

En definitiva, Lindelof y Cuse han hecho un capítulo bueno para una serie sublime, cosa que resulta mediocre cuando se trata de Lost. Además, no puedo negar que el final me ha hecho reír, me ha hecho sentir, me ha emocionado y me ha gustado. Sí, ¿porqué negar lo evidente? El capítulo me ha gustado, lo que no me ha gustado es el final de la serie.

Escribe un comentario

Los campos marcados con un asterisco (*) son obligatorios.